Paisaje Productivo: Rotterdam se autoabastece

Título: Paisaje Productivo: Rotterdam se autoabastece
Categoría: vivienda, naturaleza, urbanismo
Autoría : Borja Fernández Flórez
Lugar: Vlaardingen, Rotterdam, Holanda,
Escuela:
Año :



  1. Objeto del proyecto.- El objeto del presente proyecto es el desarrollo completo y la generación de la documentación necesaria para la definición urbana, arquitectónica, constructiva, estructural y de instalaciones de un complejo agrícola, con un abanico de programas directamente vinculados a este uso.
  2. Situación.- El proyecto se sitúa en el límite urbano (por su vertiente Oeste) del municipio de Vlaardingen, aledaño a Rotterdam. La parcela de define por su ubicación en lo que actualmente es un parque sin apenas uso por la carencia de conexiones con la trama urbana circundante, ligado a los polders circundantes y que se ve limitado por una de sus vertientes por un canal que actúa como fisura o limite urbano-rural en la actualidad la implantación se define sobre la línea que el canal deja a su paso, adaptándose a la linealidad de la misma y a los vacios que de dejan las masas arbóreas del parque.
  3. Entorno.- El entorno más inmediato se compone por el parque/pólder Aalkeet Buitenpolder en la zona Oeste del proyecto, y el canal en la zona Este que actúa como límite con la trama urbana inmediatamente posterior debido a la inexistencia de puentes de comunicación entre ambas vertientes del canal.
  4. Concepto.- El concepto general del proyecto parte de la idea de establecer la agricultura, y la arquitectura de programas vinculados a ella, como charnelas entre el medio urbano y el rural adyacente; tanto en la focalización de este proyecto que nos acomete, como en todas las intervenciones desarrolladas a lo largo de la escala territorial del Rotterdam; Para ello se aprovecharan los vacíos económicos y zonas verdes carentes de uso, que se establecen en la periferia Norte tanto de Rotterdam como de los municipios adyacentes, para a través de intervenciones puntuales, conectadas por la agricultura y la locomoción verde, generar una nueva rotula agro-arquitectónica que vincule a la sociedad de Rotterdam con su entorno natural más cercano a través de la actividad primigenia en la composición de ciudades.

Al tiempo que se buscará tensar la ciudad económicamente entre el potente eje económico existente en el rio Scheur (vinculada directamente al mundo industrial); y el nuevo eje agrícola que se propone en todas las zonas de vacíos económicos periurbanos del Norte de la ciudad. La propuesta que se va a desarrollar se implanta en un ámbito limitado por la autopista A20 (vía de doble sentido con 2 carriles para cada dirección) en su vertiente Norte y el canal Poeldijkse wetering en sus vertientes Sur y Este, mientras que en la zona Oeste aparecen grandes masas vegetales de árboles autóctonos. Más allá del canal debemos destacar la aparición de la colmatación de trama urbana, a través de unos entrantes del canal hacia el interior urbano y una serie de edificaciones residenciales que comparten espacio en planta baja con la naturaleza despreocupada y característica de la zona. Para la disposición del proyecto se lleva a cabo un estudio previó del entorno desde el punto de vista geomorfológico, programático y social. Así se concluye de la necesidad de trabajar la colmatación urbana para buscar en ella una conectividad mayor con el entorno inmediato, y la disposición de la pieza arquitectónica a medio camino entre la zona urbana y la naturaleza mediante el atado a la linealidad del canal. De esta manera la intención del proyecto es la de establecer un elemento de colmatación urbana (parque lineal) que, mediante conexiones de puentes, establezca una relación directa con la naturaleza aledaña a través de la arquitectura y la agricultura como elementos de tránsito. De cara a la consecución del proyecto, se opta por una ocupación superficial del solar de manera combinada entre los elementos arquitectónicos y los elementos agrícolas. Al no tener la necesidad específica de ocupar todo el solar, y partiendo de que la base programática reside en la explotación, difusión e investigación agrícola, se realiza un desglose espacial:

  • 63 % Intervención sobre campos de cultivo, terreno no construido, sí urbanizado
  • 37 % intervención arquitectónica, terreno construido y urbanizado.

De esta manera, entendemos que tan importante es la vertiente paisajística del proyecto, como la propiamente arquitectónica y que de esta manera se consigue, a pesar de la aparente descompensación planimetría, un sistema proyectual coordinado y compensado que cumple con creces las expectativas que desarrollaremos más adelante. La estrategia local buscará en todo momento la reactivación del antiguo pólder aalket-buitenpolder, aprovechándose de los flujos inmediatos al área de actuación para a través de programas catalizadores de flujos, generar una actividad continua y fructífera vinculada directamente con la agricultura tradicional de la zona. Así encontramos una intervención fraccionada en bandas longitudinales que se des configuran conforme se integran en la naturaleza frente a la rigidez que presentan en su ámbito más urbano, actuando de filtros a través de distintos ámbitos que variaran no solo en su programa, sino en el tipo de tratamiento espacial. Podemos distinguir cuatro bandas globales:

  • Parque lineal: Colmatador del barrio de Westjik, reactiva todas las zonas verdes inutilizadas en el extremo Oestel del municipio a través de la disposición de programas vinculados a actividades de ocio y recreativas y ligado en todo su recorrido a la dirección del canal, y que también adopta el carril peatonal y ciblable que se propone para toda la extensión del eje lineal verde. Este parque se adapta a las formas quebradizas que dejan las edificaciones entre sí.
  • Pieza arquitectónica: atada al parque a través de 4 grandes puentes que coinciden con las zonas vestibulares, Se abre a la siguiente banda de manera homogénea, permitiendo un flujo libre de movimientos desde ella hacía la naturaleza circundante. Su formalización parte de la vinculación directa al canal adyacente y a los vacios que las masas naturales de arboles dejan en este borde.
  • Zona agrícola: se disponen una serie de 3 bandas de campos agrícolas paralelos a la pieza arquitectónica y en los que se dispondrán las distintas fases de trasplante de cultivos desde las fases mas naturales (el brote) hacia las mas manufacturadas (el fruto) conforme nos aproximamos a la pieza desde la naturaleza aledaña. Esta banda aparece más fraccionada en parterres.
  • Banda de masa arbóreas y frutales: Por ultimo aparecen, de manera más dispersa y separada, campos de masas arbóreas (naturaleza existente) que se acompañan de zonas arbóreas productivas (frutales) que buscan completar esos vacios que la naturaleza deja y conformar nuevas bandas verdes, salpicadas de zonas productivas y zonas no productivas.

Al mismo tiempo esta división zonal del proyecto también puede englobarse como dos de los tres paisajes codificados que se proponen y que establecen una serie de sensaciones y situaciones variables según la situación y con el mundo agrícola de nuevo, como elemento conector de todas ellas. Así distinguimos:

  • El paisaje Ciudad-agricultura: La búsqueda de la integración agrícola tanto en la forma de vida como en el propio trazado urbano de la sociedad de Rotterdam, provoca la disposición de puntos catalizadores (pc) de programa agrario combinado con otras actividades relacionadas. De esta forma se localizan las zonas de producción económica cero dentro de la trama urbana y se disponen estos focos programáticos y sensoriales.
  • El paisaje Arquitectura-agricultura (donde se sitúa el proyecto) : el límite urbano que se presenta en el borde Oeste del municipio de Vlaardingen, se define por la presencia del canal que en la actualidad sirve como barrera o límite entre usos colindantes (urbano y naturaleza); así se propone la colonización del borde a través de un parque lineal, vinculado al canal, y que se adapte a las zonas vacantes existentes en el margen. Este parque buscará ser el punto de acceso y distribuidor de flujo del proyecto, situando en él un elevado número de actividades. La articulación de la arquitectura como charnela entre el medio urbano y rural, a través de una transición agrícola, genera una relación directa entre estas dos últimas partes (arquitectura y agricultura),disponiéndose los campos de cultivo conforme a la respuesta que la arquitectura provoca y viceversa. Por ello se disponen los cultivos agrarios siguiendo un orden lógico de crecimiento, desde lo más natural (la semilla), ligada al medio natural circundante, hasta el producto manufacturado de la agricultura: el fruto, ligado a la arquitectura, que luego se desarrollara entorno a su tratamiento.
  • El paisaje Naturaleza-agricultura: Las transiciones desde la urbe hacia el medio rural circundante se realizaran de manera progresiva mediante transiciones agrícolas combinadas con medios de producción más ligados a la escala de la naturaleza salvaje, como son los medios frutales; de este modo la producción agrícola cose y teje el medio urbano con el rural a través de sus distintas escalas.

De esta forma se desarrollan focos productivos (fp) de mayor escala.


No hay comentarios »

Suscripción RSS a los comentarios de esta entrada. TrackBack URL

Dejar un comentario